Símbolos del Cooperativismo

SÍMBOLOS COOPERATIVOS

El Cooperativismo es reconocido a nivel mundial como una fuerza integradora que tuvo sus orígenes en la revolución industrial que se produjo en Europa, particularmente en Gran Bretaña, entre 1750 y 1850, por los profundos cambios políticos, sociales y económicos que la caracterizaron, consecuencia de la aplicación a nivel industrial de importantes descubrimientos, como las grandes máquinas y el vapor, entre otros.

Son varios los símbolos que representan este movimiento, los más representativos son: La Bandera Cooperativa, y Los Pinos.

 

LA BANDERA COOPERATIVA

En 1923 en Gante, Bélgica, en el Comité Ejecutivo de la Alianza Cooperativa Internacional (ACI), por iniciativa del gran cooperador francés Charles Gide, se tomó la decisión de institucionalizar una bandera que representara el cooperativismo, con los siete colores del espectro.

Gide luchó como nadie para mantener viva esta iniciativa, destacando siempre que la idea original de la bandera con los siete colores del arco-iris fue concebida por el precursor de la cooperación en Francia, Charles Fourier, quien ya la había adoptado para su comunidad ideal, el Familisterio, como signo de unidad en la diversidad. Después de la muerte de Fourier en 1837, se mantuvo año tras año la tradición del emblema del arco iris, cada vez que sus discípulos se reunían.

La primera propuesta había sido presentada en el año 1896 por L. Bernardot, delegado del Familisterio de Guisa, en el Segundo Congreso de la ACI celebrado en París. La iniciativa tuvo poca trascendencia en aquel momento, pero la idea fue posteriormente recogida por Gide, quien en un pasaje de su disertación titulada “Las Doce Virtudes de la Cooperación” escribió:

“…la cooperación abrirá el camino hacia la abolición, no solamente de los conflictos económicos y comerciales, sino también de los de naturaleza política o militar. Ese era el propósito de los economistas de la escuela liberal de Manchester. Aquellos economistas habían proclamado el reino de la libertad del intercambio, que tenía lógicamente que conducir a la paz. Pero una y otra están más lejos que nunca… otra escuela, originaria también de las cercanías de Manchester, es la que ahora alienta el mismo sueño: el de unir a todos los hombres de buena voluntad a través del mundo. Allí donde los grandes hombres de negocios han fracasado, los humildes trabajadores de Rochdale triunfarán. La ACI, su hija recién nacida, tendrá la bandera de los siete colores del espectro, significando, como la de los Falansterianos, la diversidad en la unidad.’

‘Y en lugar de las águilas, los leones, y los leopardos, y de toda esa colección de bestias salvajes que sirven de emblemas a los pretendidos Estados civilizados, la bandera de la Alianza llevará como un escudo de armas dos manos entrelazadas.”

La bandera consta de los siguientes colores: rojo, anaranjado, amarillo, verde, azul, índigo y violeta en bandas horizontales. Los colores del arco iris en la bandera de la cooperación simbolizan los ideales y objetivos de paz universal; la unidad que supera las diferencias políticas, económicas, sociales, raciales o religiosas y la esperanza de un mundo mejor, donde reinen la libertad, la dignidad personal, la justicia social y la solidaridad.

Sin embargo, el Consejo de Administración de la Alianza Cooperativa Internacional –ACI-, en su reunión efectuada en la ciudad de Roma en abril del 2001, acordó cambiar la bandera del cooperativismo con el propósito de promover, consolidar y diferenciar la imagen cooperativa ya que esta misma bandera era utilizada por algunos grupos ajenos al movimiento cooperativo, lo cual causaba confusión a nivel mundial.

Fue así que se sustituyó la bandera concebida inicialmente, por una de color blanco que lleva impreso el logotipo de la ACI en el centro, como máximo organismo de integración cooperativa a nivel mundial. De este logotipo emergen palomas de la paz lo que rescata el concepto del señor Charles Gide y representa al mismo tiempo la unidad de los diversos miembros de la ACI. El Arco Iris consta de seis colores y la sigla “ACI” está impresa en el séptimo color…el violeta.

Este nuevo diseño fue oficializado con ocasión del Centenario de la ACI en el año 1995.

 

LOS PINOS

Se originó como emblema en los Estados Unidos en 1920 y posteriormente fue aceptado en el resto del mundo, siendo en la actualidad el más conocido de todos los símbolos del cooperativismo.

Se trata de dos pinos unidos entre sí y encerrados en un círculo verde sobre fondo amarillo. Tanto la figura como los colores de este emblema tienen un significado especial pues representan las ideas esenciales del cooperativismo como filosofía de vida en todo el mundo. El árbol de pino es el antiguo símbolo de la inmortalidad, la perseverancia y la fecundidad… tres pilares sobre los cuales descansa el cooperativismo.

Según las antiguas tradiciones el árbol de pino representa la vida y su perpetuación: El pino en su afán constante de ascender a los cielos, representa el ideal cooperativista de escalar con perseverancia las alturas de las ideas. En el emblema cooperativista se usan dos pinos para reflejar la necesidad de la acción integrada y la mutua cooperación.

Los troncos de dichos pinos se pierden dentro de un círculo antes de enseñar sus raíces. El círculo es otro símbolo antiguo representativo de la eternidad de la vida, de lo que no tiene final. El círculo representa además el mundo que todo contiene y todo lo abarca. Del mundo y de la vida, la cooperación es una parte esencial, no es posible concebir el mundo sin la existencia de la cooperación.

El color de los pinos es el verde oscuro, el color de las plantas y de las hojas donde se encuentra el principio vital de la naturaleza. El fondo del círculo es de color oro simbolizando el sol, fuente de luz y vida.